Categories Menu

El alma de los animales

Entre las diversas batallas que durante siglos han perpetrado en contra de la Iglesia, es sin duda el tema del alma de los animales. De hecho, de acuerdo con el clero, oficialmente todos los animales son criaturas de Dios, y ante esto el papa Francisco se ha pronunciado en relación a este hecho: incluso los animales tienen alma y ellos han de ir al reino de Dios.

El anuncio fue hecho durante una audiencia general en el que fueron tratados los temas de la vida y la muerte. Sobre este tema, el Papa citó al apóstol Pablo cuando al ver a un niño llorando por la muerte de su perro había contestado: “Un día vamos a ver a nuestros animales en la eternidad de Cristo.”

animales

Los animales también merecen el reino de los cielos

Juan Pablo II había adoptado previamente una línea similar, diciendo que no sólo los hombres y mujeres, sino también los animales tienen un “soplo divino”. En lugar de ello, Benedicto XVI celebró una línea más tradicional, recordando a los más clásicos de la Iglesia, para el que “mientras que en las otras criaturas que no son llamados a la eternidad, la muerte significa sólo el fin de la existencia en la tierra, en nosotros el pecado crea un abismo en el que corremos el riesgo de ser engullido para siempre, si el Padre que está en los cielos extiende su mano “.

Un punto de inflexión histórica que el Papa Francisco, ahora en perros, gatos, peces, y todos los demás animales, domésticos y de otro tipo, tendrá la esperanza de la vida eterna. Los seres humanos hemos sido crueles con los animales y hemos abusado de ellos de una manera vil al punto de llevarlos a una terrible explotación, crueldad y vida de horror. Ni siquiera los perros han salido salvos de éste problema: hay razas que fueron modificadas genéticamente para fines meramente humanos, como los perros Bulldog Inglés que fueron creados para pelearlos entre si. Un ejemplo de sadismo que el ser humano ha hecho sobre las especias. Mas acerca de los perros Bulldog Ingles .

59499_N_16-05-13-23-41-12

El cuidado de los animales

Sin embargo, quienes amamos a Dios y nos acercamos a su palabra sabemos que los animales están a cuidado nuestro y debemos protegerles, cuidarle y amarles como son y evitar la explotación pues son seres que merecen el total respeto a sus vidas tal y como lo merecen todos los hijos de Dios.

Ahora que la iglesia ha dado este nuevo enfoque hacia las almas de los animales gracias a papa Francisco. A partir de ahora ya no hablaremos solo de “el paraíso de los perros”, si no de un paraíso común a los que todos hemos de ir alguna vez, donde nuestras almas serán premiadas por toda la eternidad.

Los que hemos tenido mascotas y que amamos a los animales sabemos que la vida eterna será perfecta aún más si esas pequeñas almas de quienes han sido nuestros compañeros permanecen a nuestro lado por toda la eternidad.